Beneficios del agua alcalina en el organismo

El agua alcalina gana cada vez más popularidad dentro del mundo de la salud, aunque muchas personas aún no tienen conocimiento sobre ella, se trata de un tipo de agua que está ionizada y actúa como antioxidante natural y sobre todo potente, teniendo la capacidad además de ayudar al organismo a eliminar los desechos ácidos que se producen en la digestión.

El agua alcalina contiene un OPR negativo que produce iones hidroxilos, los cuales favorecen la producción de oxígeno, que permite combatir a los radicales libres en el organismo, a la vez que regenera las células y combate los diferentes signos de envejecimiento.

Además, el agua alcalina funciona como un maravilloso antiácido natural, pues ayuda a neutralizar los niveles de acidez en el organismo, lo que ayuda en la prevención de muchas enfermedades tan comunes como el reflujo gástrico.

Evita la retención de líquidos, pues promueve la eliminación de toxinas a la vez que evita que se vuelvan a acumular, siendo indicada en casos de diarreas crónicas y para tratar enfermedades del estomago y del intestino, tales como el estreñimiento, pues ella favorece a la adecuada digestión.

Su constante consumo puede ayudar en la prevención de enfermedades tan frecuentes como la diabetes, la dermatitis, la artritis, además que ayuda en la regulación de los niveles de colesterol en la sangre, manteniendo también una adecuada presión arterial. Entre muchas otras.

Finalmente, está comprobado que el agua alcalina promueve la eliminación de residuos, como el ácido úrico a través de la orina, lo que ayuda a prevenir problemas de salud tan graves como la osteoporosis, sobre todo en las mujeres, ya que permite liberar el calcio que estaba atrapado en estos residuos mientras que devuelve el pH alcalino a la sangre del cuerpo.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion